spot_img

¿Vale la pena estudiar en la universidad? ¿Experiencia o educación?

¿Te preguntas si vale la pena estudiar en la universidad? Hablar de estos temas indudablemente me dan mucha nostalgia debido a un montón de recuerdos de cuando era estudiante en la universidad.

Siempre estos cuestionamientos han sido tan viejos como el dilema de quién fue primero, si el huevo o la gallina. De hecho, en las redes sociales hay un meme bastante famoso donde un recién graduado busca trabajo, pero le piden experiencia laboral.

¿Vale la pena estudiar en la universidad?

No obstante, el empleador le dice que trabaje para que tenga experiencia y el joven dice que por eso requiere el trabajo. A decir verdad es mucho más gracioso verlo en comparación a como lo estoy relatando.

Lo que sí es indiscutible es este dilema que existe desde hace bastante tiempo. Es un dilema compartido entre padres, los jóvenes y los empleadores. Por un lado, los padres ya desean que el hijo o hija empiece a tener su empleo.

Vale la pena estudiar en la universidad Experiencia o educación
¿Vale la pena estudiar en la universidad? ¿Experiencia o educación?

Por otro lado, los jóvenes que desean trabajar por primera vez, pero muchos empleos exigen experiencia previa. Y de último, los empleadores que no tienen la apertura y la confianza suficiente en ser más flexibles.

¿Qué es más importante: experiencia o educación?

¿Qué es lo más importante a la hora de conseguir un trabajo? ¿Ese título universitario te pone el pie en la puerta o la experiencia laboral cuenta?

Y más allá de lograr un trabajo, ¿la experiencia o la educación le servirán mejor para mantenerse empleado, crecer en su carrera y ganar un salario decente?

Los argumentos son variados, pero los principales son más o menos así:

  • La educación superior solo prueba que puedes tener éxito en la academia, no en un trabajo del mundo real
  • El éxito en el trabajo real significa más que el éxito en la educación
  • La experiencia laboral no necesariamente proporciona las habilidades que necesitas para el próximo trabajo que tendrás
  • Un título superior garantiza un conjunto de habilidades en particular (que se puede traducir en habilidades de trabajo)
  • La realidad del debate experiencia versus educación es que ningún argumento único puede cubrir todas las situaciones potenciales de los solicitantes de empleo, empleadores potenciales y el éxito profesional.

Cosas que debes considerar como clave:

  • Se ha encontrado que el nivel educativo y los ingresos están estrechamente relacionados
  • En algunos campos, sin embargo, la experiencia laboral en lugar de la educación indica liderazgo y habilidades actualizadas
  • Es posible que los estudiantes quieran tomarse más tiempo para terminar sus estudios para poder trabajar o encontrar una pasantía al mismo tiempo para obtener los beneficios de la educación superior y la experiencia laboral relevante.

¿Qué podemos decir sobre la experiencia laboral?

¿Sabías que trabajar durante la universidad está relacionado con la adquisición de habilidades preferidas por el empleador como el trabajo en equipo y la gestión del tiempo?

El momento importa, por supuesto. Un título universitario que se obtuvo hace 20 años, especialmente en un campo tecnológico, es casi inútil ahora.

Si no has acumulado experiencia laboral relacionada en los 20 años transcurridos entre la obtención de ese título y la solicitud de empleo, tu educación no será de ayuda.

Las cosas han cambiado demasiado, y una gran parte de por qué la experiencia laboral importa es porque (irónicamente) muestra que te mantienes al día con las tendencias, sigues aprendiendo, sigues estudiando y te educas adecuadamente para hacer tu trabajo.

¿Vale la pena estudiar en la universidad? ¿Experiencia o educación?
¿Vale la pena estudiar en la universidad?

¿Qué podemos decir de la educación?

Podemos discutir todo el día, pero hay una manera fácil de determinar cuál te dará el mejor trabajo (si defines «mejor trabajo» en términos de sueldo).

Es difícil cuantificar el valor total de una educación, pero de algo se puede estar seguro: en términos de dólares, la educación tiene sentido…cuanto más aprendes, más ganas.

A medida que aumenta el nivel de educación, desde el diploma de escuela secundaria hasta varios títulos universitarios, las ganancias aumentan con él, pero solo hasta cierto punto.

Una maestría te da más dinero que una licenciatura; un título profesional te da más dinero que un título de maestría; pero un doctorado, el punto más alto de logro educativo en la lista, en realidad te da menos dinero que un título profesional.

Esto se debe probablemente a que la mayoría de los doctorados ingresan a la academia, la investigación y la enseñanza, donde los salarios son más bajos.

La educación superior también resulta en tasas de desempleo más bajas, y esa tendencia se mantiene constante hasta la cima de la tabla.

Los titulares de doctorados tienen la tasa de desempleo más baja de todos los candidatos educativos en la tabla, y en esta economía, hay mucho que decir sobre la seguridad laboral.

Un cheque de pago un poco más pequeño, después de todo, es mejor que ningún cheque de pago.

¿Vale la pena estudiar en la universidad? Consideraciones Especiales

En el caso ideal, tu como candidato al trabajo, puedes demostrar que tienes educación y experiencia que te capacitan para desempeñarte mejor en el trabajo que deseas obtener.

Para terminar con esta combinación, es posible que tengas que tomar una ruta más lenta a través de tu viaje de educación superior, para tener tiempo disponible para trabajar mientras estás en la escuela para obtener esos títulos avanzados.

Posiblemente perderás tiempo, pero terminarás con experiencia y educación. Acercarse a empleadores potenciales con un grado sustancial, acompañado de un buen historial laboral, puede ayudarte no solo a conseguir el trabajo, sino también a asegurarse de que estás solicitando el trabajo que realmente deseas.

Trabajar durante la universidad ayuda a los estudiantes a ver de primera mano el valor práctico de su aprendizaje en el aula al aplicarlo en entornos de la vida real, lo que, además, a menudo ayuda a aclarar sus aspiraciones profesionales.

El campo de trabajo real también es importante. Los empleadores potenciales deberían considerar que un título de posgrado, especialmente de una escuela superior, puede dar a un candidato una ventaja para un puesto de ingeniero.

Sin embargo, en un campo como las ventas, los resultados son lo más importante, y no obtienes resultados de ventas de un programa de posgrado.

Algunas líneas de trabajo exigen educación superior; otros pueden exigir un nivel de experiencia laboral que un título simplemente no ofrece.

¿Vale la pena estudiar en la universidad? ¿Qué opinan los empleadores?

Teniendo en cuenta los considerables beneficios financieros que conlleva un título, ¿significa esto que la educación formal es más ventajosa que los programas tradicionales de experiencia laboral, como el aprendizaje?

¿Vale la pena estudiar en la universidad? ¿Experiencia o educación?
¿Experiencia o educación?

Cuando les he preguntado a diversos empleadores qué atributos esperaban ver en las nuevas contrataciones, las empresas clasificaron a las que implicaban experiencia en la cima.sc

Los empleadores de hoy esperan que los graduados universitarios recientes demuestren el equivalente a dos años de experiencia laboral en su dominio antes de considerar la posibilidad de contratarlos.

Es por eso que es importante crear oportunidades de experiencia directamente en los programas académicos disponibles en los centros de estudio, para que los alumnos apliquen las habilidades del aula para resolver problemas del mundo real.

Dado que muchos programas de grado disponibles en la actualidad ponen más énfasis en el aprendizaje en el aula que en el tiempo en el campo.

Depende de los futuros graduados invertir su tiempo y energía en un programa educativo que entienda lo que los empleadores realmente quieren.

Llenando vacíos de experiencia

Los empleadores quieren ver más que solo una credencial, especialmente en los campos de trabajo donde la competencia ya es feroz, como las ciencias, el comercio minorista, los medios y las comunicaciones.

Muchas empresas buscan jóvenes con el mínimo de experiencia requerida para convertirlos en los futuros jefes desean en sus próximos líderes y gerentes.

Un programa de grado que combina académicos de primer nivel con experiencias auténticas en el lugar de trabajo es su mejor apuesta para cerrar la brecha entre educación y empleo.

Desarrollar habilidades específicas en el lugar de trabajo

Si bien sabemos que los empleadores buscan graduados con experiencia para ocupar los puestos más solicitados, el tipo de experiencia varía.

Las habilidades duras (específicas para un campo individual) son importantes, pero también lo son las habilidades blandas relevantes para todas las industrias.

 Según los empleadores, la multitarea, la priorización y las fortalezas interpersonales fueron las cualidades que los equipos de contratación en cada sector laboral que buscan en los nuevos empleados.

¿Vale la pena estudiar en la universidad? ¿Experiencia o educación?
Estudiar en la universidad

¿Vale la pena estudiar en la universidad? Conclusión

Recuerdo todavía mi primer empleo. Afortunadamente, lo obtuve rápidamente y no solicitaban experiencia previa, ya que era un empleo bastante sencillo y sobre todo académico en lo cual yo ya estaba preparada.

También fue importante para mí que encontré este empleo en mis últimos 2 años de licenciatura, lo que me permitió adquirir experiencia y habilidades.

No es el caso de la mayoría, pero es lo que recomiendo. Adicionalmente, puedes interesarte por centros de estudio con una visión más pragmática donde incorporen mucha práctica, de modo que te será más fácil conseguir empleo.

¿Qué tal fue tu primer empleo? ¿Cómo lo obtuviste? Déjalo en los comentarios. Seguramente tu experiencia será compartida entre todos.

spot_img

Leer también

Comentarios

spot_img