spot_img

¿Qué implica una boda religiosa?

¡Me encanta compartir y discutir este tema contigo! Si bien es cierto, alrededor del mundo el matrimonio civil tiene sus diferencias, pero hay una diversidad más grande en las uniones religiosas ¡las cuales me entusiasman mucho más!

Los rituales religiosos están cargados de mucho simbolismo y son el resultado de procesos históricos, culturales, sociales, económicos (también).

Son legados de muchísimas generaciones. De modo que si tu pareja y tú han escogido realizar una boda religiosa ¡los felicito!

¿Qué debemos tener en cuenta antes de dar este paso?

Preparativos para una boda
Parte de la convivencia se da en el compartir de creencias y rituales religiosos.

Más a profundidad de lo que significa el ritual per sé, implica que comparten una cosmovisión, creencias espirituales y religiosas. Si ambos comparten la misma religión hace las cosas más fáciles.

No es lo mismo hablar de matrimonio religioso con una persona que sea atea a una que sea católica o musulmana. O que sea católica ortodoxa con hinduista.

De presentarse el caso en que cada uno tenga religiones diferentes, deben abordar el tema con mucha subjetividad y las consecuencias que eso puede llevar. En el tema del hinduismo y del islam, la mujer adopta la religión.

Esto puede generar un inconveniente. Nadie puede obligar a nadie a renunciar a sus creencias religiosas o imponerlas. Si sucede esto entonces no existe amor.

Si tu pareja es atea, pueden ocurrir tres situaciones. Puede que exista una conversión (sí ha pasado mientras haya sido por convicción propia) y esto pueda dar lugar al matrimonio religioso.

En segundo término, puede casarse para “complacer” a la pareja creyente y acatar los rituales necesarios para llegar al matrimonio, y finalmente nunca habrá matrimonio religioso.

Sean muy honestos y abiertos en relación a este tema. Se supone que la unión será duradera, y parte de la convivencia se da en el compartir de creencias y rituales religiosos. Esto determina también los temas que puedan hablar o no.

Matrimonio católico

Preparativos para una boda
ten en cuenta que diferentes diócesis pueden tener diferentes requisitos.

En la fe católica, la iglesia se considera un lugar sagrado donde Cristo está presente, y dado que se cree que el matrimonio es un pacto con Dios.

El único lugar donde se puede administrar una ceremonia de boda es en el interior, dentro de una iglesia para enfatizar la santidad de la ceremonia en sí.

Otra gran diferencia con otras ceremonias es que, en las bodas católicas, las parejas no escriben ni recitan votos personalizados. Si estás planeando una boda católica, ten en cuenta que diferentes diócesis pueden tener diferentes requisitos.

La entrevista

Por lo general, la pareja que desea casarse programará una entrevista con el sacerdote antes de Pre-Cana (o antes de la boda) como el primer paso.

Muchos aspectos de tu boda pueden verse afectados por la decisión de casarse en la iglesia católica: tu vestido, tu fiesta nupcial, lugares, entre otros, así que reúnete con tu párroco de inmediato.

Entrevista inicial

Lo primero que deben hacer los novios si quieren que la boda sea aprobada por la Iglesia Católica es contactar al párroco antes que nada.

Este es el momento perfecto para plantear preguntas sobre los requisitos específicos de esa parroquia en términos de documentos, programar sesiones con el sacerdote y establecer posibles fechas, cómo reservar la iglesia y más.

Es probable que el sacerdote que lleva a cabo tu preparación matrimonial sea diferente del sacerdote que oficia tu boda por múltiples razones: discrepancias en el horario, cambios en las asignaciones parroquiales.

Investigación prenupcial

Después de la reunión inicial, la pareja se someterá a la investigación prenupcial, una entrevista individual realizada por un sacerdote bajo juramento.

El propósito de la investigación es establecer tu comprensión de cuatro (principios) básicos sobre el matrimonio: se contrae libremente, es permanente, es exclusivo y está abierto a los niños.

Documentos requeridos

Los requisitos del matrimonio pueden variar de una iglesia a otra. Muchos requerirán prueba de bautismo, comunión y / o confirmación.

La mayoría de las iglesias tendrán registros de participación en estos sacramentos, por lo que puedes solicitar una copia de la iglesia específica donde tuviste los sacramentos.

Si eso no es posible, ¡no te preocupes! Muchos sacerdotes permitirán declaraciones juradas de dos testigos por sacramento.

Pre-Cana

Después de presentar los documentos, las parejas se someterán a Pre-Cana, que es el programa de preparación para el matrimonio requerido proporcionado por la iglesia.

Dependiendo de la diócesis, el programa Pre-Cana puede tener diferentes requisitos: múltiples sesiones con un sacerdote, asistencia a una actividad obligatoria como una conferencia o retiro, y / o participación más activa en la iglesia.

La mayor parte de Pre-Cana son las sesiones con un sacerdote.

Se orienta sobre el matrimonio,  el manejo de las finanzas, los futuros suegros, los comportamientos sociales o cualquier problema que podría ser un impedimento para la fidelidad o el desempeño de la función de cónyuge.

Iglesia Católica Ortodoxa

Preparativos para una boda
Es importante aprender qué significa el matrimonio para los cristianos ortodoxos orientales.

La consejería de preparación matrimonial es obligatoria para ayudar a mantener un matrimonio exitoso. Se requiere un mínimo de cuatro sesiones de asesoramiento prematrimonial antes del matrimonio.

En el encuentro inicial entre el sacerdote y la pareja se fijarán fechas y horarios. Durante estas sesiones se discutirán los problemas religiosos, sociales, físicos, emocionales y morales del matrimonio.

Es importante aprender qué significa el matrimonio para los cristianos ortodoxos orientales. El Sacramento del Santo Matrimonio es uno de los Santos Misterios de nuestra Iglesia Ortodoxa Griega.

Une tanto espiritual como físicamente a un hombre y una mujer en una unidad cohesiva, respetando y proclamando la personalidad individual de cada uno, pero juntando místicamente al hombre, la mujer y el Espíritu Santo en una sola familia.

Establecimiento de fecha

El primer paso que debe tomar una pareja después de la decisión de casarse es llamar al párroco para verificar si el calendario de la Iglesia está abierto para la fecha solicitada.

Adicionalmente, podrán establecer una hora de reunión para que la pareja y el sacerdote revisen los requisitos.

La Iglesia ha reservado ciertas fechas y horas en las que no se permite realizar matrimonios. Estas fechas incluyen períodos de Cuaresma y varios días festivos del calendario de la Iglesia.

¿Quién puede casarse?

Para que un sacerdote ortodoxo griego pueda celebrar un matrimonio, al menos uno de los dos cónyuges debe ser de la fe ortodoxa oriental.

El cónyuge no ortodoxo debe haber sido bautizado en una Iglesia cristiana que bautiza en el Nombre de la Santísima Trinidad.

Un matrimonio entre un cristiano ortodoxo y un no cristiano o un individuo no bautizado en nombre de la Santísima Trinidad no puede celebrarse en la Iglesia Ortodoxa Oriental.

Preparación espiritual

Si eres un cristiano ortodoxo, a recibir el sacramento de la Confesión y el sacramento de la Sagrada Comunión como preparación para tu matrimonio.

Al hacerlo, traerás una nueva vitalidad, un espíritu y un vínculo a tu matrimonio que mejorará y profundizará sus vidas.

Si no eres un cristiano ortodoxo, se te insta a participar en una preparación espiritual guiada por el párroco que te otorgará una renovación y te permitirá prepararte espiritualmente para tu boda.

Cada pareja casada en la Iglesia Ortodoxa Oriental debe tener un Koumbaros / Koumbara que debe ser miembro acreditado de la Iglesia Ortodoxa Oriental. Este individuo debe elegirse con mucho cuidado porque es muy importante.

En la interpretación estricta de la Iglesia, el Koumbaros / Koumbara no es lo mismo que el padrino / dama de honor, aunque pueden ser el mismo individuo en una boda.

En otras celebraciones cristianas de matrimonio, el padrino o la dama de honor se considera testigo legal de la ceremonia. El Koumbaros / Koumbara es principalmente un testigo eclesiástico.

Es la persona que, en muchas circunstancias, pero no siempre, tiene el privilegio de bautizar (como padrino) a su primer hijo. Él/ella también es la persona a la que recurres en busca de consejo cuando lo necesitas.

Puedes tener en tu fiesta de bodas tanto un Koumbaros / Koumbara como un padrino/dama de honor, o pueden ser la misma persona. Mientras que el papel del padrino/madrina es de testigos, el de los Koumbaros es activo.

Él o ella intercambian los anillos y las coronas, sostienen la cinta mientras caminan juntos alrededor de la mesa ceremonial como esposo y esposa.

Tradicionalmente, los Koumbaros compran las coronas de boda, la bandeja de plata, las almendras, las velas, etc. utilizadas durante la ceremonia.

Matrimonio judío

Preparativos para una boda
En una ceremonia tradicional, solo el novio le da un anillo a la novia.

Además de los muchos detalles de la boda que todas las parejas deben planificar, las novias y los novios judíos tienen que considerar otros factores importantes relacionados con la ceremonia.

Ya sea que tengas conocimientos judíos o seas relativamente nuevo en el judaísmo, es posible que desees revisar la lista a continuación antes de hacer tus planes para crear una boda judía significativa.

Establezcan una fecha

Las bodas judías están tradicionalmente prohibidas en el Shabbat, y en la mayoría de los días festivos, incluidos Rosh Hashaná, Yom Kippur, Pascua, Shavuot, y los días de ayuno Tishá B’Av, el 10 de Tevet.

Tradicionalmente, las bodas judías no se llevan a cabo durante el conteo del gomer entre Pesaj y Shavuot, aunque las costumbres difieren en cuanto a si ese período completo de siete semanas o solo parte de él es un problema.

Casarse durante las tres semanas entre el 17 de Tammuz y Tisha B’Av también está prohibido en la práctica judía tradicional.

Debido a que muchas de estas fechas caen durante la temporada principal de bodas (primavera-verano), es importante consultar un calendario judío antes de seleccionar una fecha.

Y aunque las bodas de Shabbat están canceladas, muchas parejas eligen casarse el sábado al atardecer, para que puedan comenzar su ceremonia con havdalá.

Algunas parejas optan por casarse los martes, creyendo que es un día especialmente bendecido, ya que en la historia bíblica de la creación, la frase «Dios vio que era bueno» aparece dos veces el tercer día.

Escoge un rabino

Para algunas parejas, este paso es sencillo. Pueden ser miembros activos de una congregación o tener una infancia o un rabino Hillel (universitario).

Pero para muchas parejas comprometidas que no están afiliadas a una comunidad judía de manera formal, encontrar un rabino o cantor que dirija tu ceremonia de boda es una tarea abrumadora.

Los padres pueden sugerir usar al rabino de su congregación, ya sea que los conozcas o no.

En primer lugar, es importante saber que un rabino no es la única persona que puede dirigir una boda judía. Un cantor puede oficiar, al igual que otro profesional educado al servicio de la comunidad judía.

Cada vez más, las parejas piden a sus amigos que oficien al ordenarse como Ministros de Vida Universal. Para cumplir con los requisitos de la mayoría de los estados, el oficiante debe ser un miembro reconocido del clero.

Planificación de la ceremonia

Incluso las parejas que crecieron en un hogar judío con años de educación judía pueden sorprenderse cuando se trata de examinar los rituales tradicionales de las bodas judías.

Por ejemplo, en una ceremonia tradicional, solo el novio le da un anillo a la novia, un acto que se cree que simboliza el kinyan (adquisición).

Muchas parejas igualitarias contemporáneas encuentran que este ritual no está de acuerdo con sus valores y eligen realizar una ceremonia de doble anillo; algunos rabinos ortodoxos permitirán una forma modificada de esto.

Si bien trabajar con un rabino puede ayudarlo a aprender sobre los rituales de la boda, probablemente sacarás más provecho de la experiencia si investigas un poco, para que puedas aportar ideas en tus reuniones con el rabino.

El Ketubah

La ley judía históricamente ha utilizado una ketubah para establecer un matrimonio. Ketubah significa «escrito» o «escrito» y se refiere al documento que firman los testigos antes y, a menudo, se leen durante una boda judía.

Tradicionalmente, una ketubah servía como una especie de contrato prematrimonial, que delineaba los derechos permanentes de la novia: la comida, la ropa e incluso el sexo deben proporcionarse durante el curso del matrimonio.

La ketubah también especifica tus derechos en el caso de la muerte de tu esposo o tu divorcio.

Muchas parejas contemporáneas optan por apartarse del texto tradicional de la ketubah y sus implicaciones y, en cambio, eligen un texto que expresa sus esperanzas y compromisos para su matrimonio.

Algunas parejas escriben su propio texto, mientras que otras buscan un texto que responda a tu visión.

Busca tu jupá

La jupá es el dosel que cubre a los novios durante la ceremonia de la boda, creando un espacio sagrado que está abierto para que todos lo vean y privado e íntimo para la pareja debajo de él.

Simboliza tu nuevo hogar juntos, y se dice que está abierto al igual que la tienda de Abraham y Sara, quienes siempre estaban listos para recibir visitantes.

Matrimonio musulmán

Preparativos para una boda
En el Islam, no es obligatorio casarse en una mezquita

La fecha

Cuando se trata de reservar una fecha de boda, muchos musulmanes prefieren el mes islámico de Shawwal, pero esto no es esencial.

La mayoría de las épocas del año son adecuadas, aunque debes evitar los meses sagrados de Ramadán y Muharram.

Organizar el lugar

En el Islam, no es obligatorio casarse en una mezquita, lo que significa que tendrás la posibilidad de elegir un lugar de tu elección.

Ya sea que desees un entorno íntimo con tu familia más cercana, o un lugar más grande para acomodar un círculo más amplio de amigos, la decisión es tuya en cuanto a dónde deseas que se lleve a cabo la ceremonia y las celebraciones.

Después de la ceremonia en sí, habrá una walimah, que suele ser una comida en la que los invitados pueden celebrar la ocasión, aunque puede ser cualquier cosa, desde festividades a gran escala hasta una reunión sencilla y tranquila.

Cuando se trata de la walimah, debes pensar en la comida que te gustaría que te sirvieran. En muchas culturas, son los miembros de la familia quienes proporcionan la comida y la bebida el día, y lo que servirás es una preferencia totalmente personal.

La comida local se ofrece a menudo en las bodas musulmanas modernas y normalmente incluye cordero, cabra o carnes alternativas como pollo o pescado. Nuevamente, los detalles varían según la región.

Acordar un mahar

Como uno de los días más importantes en la vida de un musulmán, puede haber mucha presión para lograr la boda perfecta. Nuevamente, la preferencia personal será tu guía durante todo el proceso de planificación de la boda.

Una de las primeras cosas en las que pensar una vez que se ha fijado una fecha es el mahar, un pago de dote acordado previamente del novio a la novia.

Acordar un mahar adecuado es algo que generalmente se discute en privado entre las familias de la novia y el novio, y puede ser cualquier cosa dentro de los medios económicos del novio.

Desde una lujosa joya hasta una prenda de vestir o un simple pago de dinero, tomar esta decisión con mucha anticipación garantizará que el novio tenga suficiente tiempo para prepararse antes del gran día.

Las ceremonias de boda musulmanas son cortas y dulces.

La ceremonia de boda promedio es de menos de una hora, pero Nikah, una ceremonia de matrimonio musulmana, probablemente será la más corta que puedas hacer. Hay tres partes principales:

Mehr es una presentación ceremonial de obsequios, dinero u otra ofrenda significativa del novio a la novia. Muchas veces, el anillo de compromiso de la novia se considera parte del mehr.

En este momento, los novios no pueden verse. A continuación, tanto la novia como el novio deben dar su consentimiento para el matrimonio diciendo qubool hai tres veces cada uno cuando se lo pida el Imam (oficiante religioso).

Nikah-Namah es el contrato de matrimonio musulmán que los novios firman frente a sus invitados. Se lee en voz alta en árabe durante la ceremonia de la boda y también se firma en este momento.

Se leen versos del Corán durante un breve sermón y la pareja se casa oficialmente.

Savaqah es la última parte de una ceremonia de boda musulmana. Mientras la pareja se retira de la ceremonia, la novia recibe una lluvia de monedas en celebración.

Conclusión

¡Wow! Siento que dimos un viaje alrededor del mundo con tanta información sorprendentemente buena acerca de lo que se hace en los matrimonios religiosos.

Si has tenido alguna experiencia como novio, novia o invitado en alguno, por favor coméntame sobre aquel hermoso evento.

Indiscutiblemente y sin importar la cultura religiosa, se celebra por todo lo alto, con mucho respecto, mucho simbolismo y por supuesto mucho amor la unión de dos personas que decidieron previamente amarse.

spot_img

Leer también

Comentarios

spot_img